Edición 387

Fucking Tata, maldito viejo

PDFImprimirCorreo electrónico

Cinta que muestra una realidad escondida del país del norte. No se sabía cómo se realizaba el tráfico de drogas dentro de sus fronteras. La mayoría de películas muestran el manejo de los diferentes carteles en sus países de origen y la exportación de los narcóticos hacia la frontera de Estados Unidos, pero de ese punto no se pasaba.

En Savages, película de 2012, se muestra a un grupo de muchachos que cultiva y contrabandea marihuana dentro de Estados Unidos.

Pero en La Mula, Eastwood pone el dedo en la llaga, mostrando como los carteles han llegado a mover la droga dentro de las fronteras de su país.

Nick Schenk basó su historia en un caso real, la historia de Leo Sharp, veterano de la guerra de Corea, horticultor de renombre internacional y que fue traficante durante 10 años del cartel de Sinaloa, uno de los más violentos del mundo. Esto lo llevo a convertirse en una leyenda urbana.

Clint Eastwood interpreta al personaje principal Earl Stone, quien está basado en Leo Sharp. La película cuenta los diferentes viajes que Earl realizó desde la frontera con México, a diferentes partes de Estados Unidos y cómo evita ser detectado con el cargamento de drogas, pero también de la astucia que debe aplicar como hombre viejo para enfrentar a sangrientos traficantes que lo apodan "Tata" y lo llaman "maldito viejo" (fucking Tata).

En la cinta también se ve la parte humana de Earl, los problemas familiares que tenía, con su exmujer y su hija. Por el trabajo los dejó de lado y en la vejez los quiere ayudar, pero no tiene los recursos suficientes. Es por este motivo que llega a traficar.

Luego se da cuenta que con el dinero que le pagan, aparte de tener una buena vida, ayuda a su familia y a su comunidad.

El agente de la DEA que está detrás de la pista de Stone es interpretado por Bradley Cooper, quien ya había trabajado con Eastwood, en el Francotirador. Su personaje Colin Bates, está basado en Jeff Moore, el agente que capturó a Leo Sharp.

Bates es un joven agente que quiere mostrar su valía dentro de la DEA, pero al hacerlo también deja de lado a su familia. Y es aquí donde tiene conexión con Stone.

Los paisajes de la película muestran ese Estados Unidos profundo, de tradiciones de antaño, del gringo común que ama su país. Earl es un gringo normal solo que tuvo un mal momento económico, pero una vida quebrada en lo familiar.

El final difiere con el que vivió Leo Sharp, pero deja la firma de Eastwood, en cuanto a dejar una enseñanza, como en todas sus cintas desde que asumió el potro de la dirección y producción de historias con su productora Malpaso.

Para los seguidores de Eastwood es una película imperdible, como ha pasado con sus cintas, luego de protagonizar las cintas de puño, patada y plomo, su sello personal es la humanidad de sus personajes e historias.

Actuaciones perfectas, sobre todo de la hija de Eastwood, Alison, (Iris) quien expresa ese enojo con su padre por haberla puesto a un lado y con un toque de humor negro para el final de la cinta.

Ficha Técnica:

Dirección: Clint Eastwood

Producción: Clint Eastwood, Tim Moore, Kristina Rivera, Jessica Meier, Dan Friedkin y Bradley Thomas.

Guion: Nick Schenk

Protagonistas: 

• Clint Eastwood

• Bradley Cooper

• Taissa Farmiga

• Michael Peña

• Alison Eastwood

• Dianne Wiest

• Laurence Fishburne

• Robert LaSardo

• Andy García