Edición 364

Sí y no

PDFImprimirCorreo electrónico

Sí y noA través de nuestra historia individual,  emocional, colectiva, histórica siempre hemos tenido que elegir entre utilizar la silaba “sí” o “no”, sin existir ni la más remota posibilidad de estar en medio de ambas, o desarrollar una postura en cada una.

La posibilidad de aumentar nuestra comprensión, nuestra cercanía a verdades imparciales, la tolerancia a otras miradas, está dividida, fragmentada.

Desde pequeños  escuchamos estas silabas resonantes en nuestros oídos, separadas siempre entre un abismo. Los padres explican los procesos y las visiones de vida, respondiendo; Sí hijo, o no hijo, encerrándolo inmediatamente en una conformidad.

Sí y noEsta silaba tan sencilla y poderosa es la máxima exponente del proceso de sumisión y limitación del hombre en nuestra sociedad. Alimenta diariamente la conformidad, anula la curiosidad, el juego, la lucidez, y construye una limitada comprensión de la realidad.

La versión que manejamos de la historia está decidida y abrigada en torno a sólo una de estas dos sílabas. Ahora lo importante es, ¿queremos descubrir la historia no contada, queremos comprender cabalmente esta realidad?

Comencemos practicándolas, podemos responder sí y no, podemos defender argumentos para ambos, desarrollando nuestro conocimiento, nuestra intuición: la integridad.

*Los pensamientos, opiniones y expresiones de los columnistas son libres y no influyen, condicionan o significa el criterio editorial de Buque de Papel.