“La mujer más valiente de Chile”

Por: Miguel Ángel Giordano, Corresponsal cultural y deportivo, Buque de Papel, Buenos Aires, Argentina Domingo 10 de Febrero de 2013 01:46

Imprimir

“La mujer más valiente de Chile”"Y va a caer", es el título de su Libro-Testimonio escrito en el año 1985, en su destierro en tierras argentinas, aludiendo a la futura caída del régimen de Pinochet en Chile, su adorada tierra natal.

-Y va a caer, Miguel Ángel, ¡Y cayó, nomás!, me decía esta prolífica escritora en la Feria del Libro de Buenos Aires en abril de 1990, poco tiempo después de que Patricio Alwyn asumiera el 11 de marzo de ese año.

-Todo llega Matilde, le dije y agregué: Ahora, a volver a tu hogar y a seguir trabajando y luchando.

Pero 1990 la marcaría a fuego a esa esbelta dama - que en su juventud, con apenas 15 años, fuese elegida "Miss Chile" -, porque a principios del año, su hija Sybila era encarcelada en Perú acusada injustamente de pertenecer al grupo guerrillero de "Sendero Luminoso".

Matilde estaba preparando el regreso a su amado Chile - luego de un doloroso exilio -, al finalizar la Feria del Libro.

Una Feria – Exposición de Buenos Aires que la ignoraba y donde nadie le abría las puertas de los stands para que pudiese mostrar sus obras. Era el precio que pagaba por su espíritu combativo en contra de las injusticias de todo tipo y de la tiranía que azotaba a su patria.

Aquí en Argentina, lejos de su hogar y sola, aunque acompañada por unos pocos amigos, va a volcar todos sus ideales y ese grito de libertad, en dos libros: "Destierro" (1983) y "Y va a caer" (1985).

Cuando ingresó en el stand de la de la SADE (Sociedad Argentina De Escritores), del cual yo era su Director, fue imposible no mirarla o desviar la mirada. Vi en ella ese brillo que solo tienen las grandes figuras, aquellas que marcan el rumbo y dejan sus huellas bien

profundas sobre la tierra. Huellas que no solo permiten seguirlas, sino que también señalan indubitablemente, a quien las parió. Y nuestras vidas se cruzaron ese día en el stand y se entrelazaron en una fiel amistad.

-Soy una escritora chilena y no tengo dónde exponer mis obras. ¿Puedo quedarme aquí? Aunque sea, de pie, me dijo con ese tono afable y característico en ella, quien a pesar de su bravura y de sus mil batallas socio-intelectuales, mantenía su donaire y orgullo bien entendido.

Quise ubicarla en uno de los escritorios pero me dijo que no.

-Nadie me dio un lugar en la Feria. Prefiero quedarme acá, a tu lado, si es que puedo. De paso, conversamos, dijo con voz suave y algo de seducción.

Y así fue. Hablamos durante más de tres horas, entre mis tareas dentro del stand y sus charlas circunstanciales con el público. Algunas personas la reconocían por su labor en favor de las mujeres y su postura inquebrantable y audaz ante Pinochet.

-Aquí está "la mujer más valiente de Chile", gritó alguien desde el pasillo de la Feria y aplaudió y otros la aplaudieron. Algunos no sabían de quién se trataba, pero aplaudían también. Muchos curiosos se acercaron a ella, que parada a un costado del mostrador, les mostraba sus libros y les decía qué era lo que hacía y porque estaba exiliada en la Argentina y porque no le daban un lugar en otros stands de la Feria.

-Si algún día vas a Chile, ahí tendrás a una amiga que te va a brindar todo lo que tengo. Mi casa es tuya.

Poco tiempo después, en el mes de Noviembre y merced a gestiones de otro escritor chileno, Sergio Bueno Venegas, a quien conocí en la SADE de la calle Uruguay, siendo el "Director de la Casa del Escritor", yo viajaba a Chile junto a otros dos poetas, especialmente invitados a dar unas charlas y conferencias y a la inauguración de la "10ª Feria del Libro de Chile", en la antigua terminal de trenes "Estación Mapocho".

Era la primera Feria en tiempos de democracia y fue el propio presidente Patricio Alwyn, que había asumido en Marzo, quien la inaugurara.

Yo tuve la oportunidad de conversar con él, en nombre de los escritores argentinos presentes. (Lamentablemente, por problemas con la máquina de fotos del gran poeta santiagueño, Alfonso Nassif, mi entrañable amigo, perdimos todos los registros de ese momento).

Y Matilde Ladrón de Guevara, cumpliendo con su palabra, me abrió las puertas de su esplendoroso piso en las Torres de Tajamar, en Providencia y me dio las llaves de su casa para que entre y salga cuando quiera.

También, puso a mi disposición una habitación con baño privado (la misma que utilizara el actor argentino José María Langlais cuando actuó en Santiago de Chile), y le dio instrucciones a su empleada doméstica para que me cocinara lo que yo quisiera o atendiese a cualquiera de mis pedidos.

La primera noche, preparó una cena inigualable en mi honor y nos quedamos charlando varias horas. Esa era Matilde, "la mujer más valiente de Chile" y también, la "más agradecida".

-No muchas personas hacen lo que hiciste por mí en tu país. Esta lucha que llevo adelante desde siempre por mantener en alto los ideales de libertad y de combatir a las injusticias, me han valido que se me desprecie en muchos sitios y logré muchos detractores. En Buenos Aires recogí algunas amistades, pero notaba el vacío que se me hacía en algunos lugares. Los brazos de la dictadura de Pinochet son muy largos y Argentina todavía no termina de deshacerse de lo que provocó el régimen de Videla, razonaba ésta mujer que fue amiga de Pablo Neruda y tuvo relación literaria y de amistad con las tres grandes voces de la literatura latinoamericana: Alfonsina Storni, Juana de Ibarbourou y Gabriela Mistral, quien además era madrina de Sybila, su hija.

Entre otros grandes personajes, fue amiga de Jorge Luis Borges, Mario Vargas Llosa, Curzio Malaparte, Evgeni Evtuschenko, Giovanni Papini, Nazin Hikmet, Eva Perón y de José María Arguedas, quien se casaría con su hija Sybila.

Matilde me hablaba de su hija Sybila Arredondo Guevara, una exitosa antropóloga, que se hallaba presa en Perú, acusada de terrorismo por supuestas vinculaciones con Sendero Luminoso. Por ella abogó de mil formas diferentes para su liberación, durante catorce años y me decía:

-Ella tiene muy arraigados mis propios ideales y rebeldía. Es muy inteligente y eso, en algunos países, no se le perdona a una mujer.

Durante los años que Sybila, viuda del destacado escritor peruano José María Arguedas, permaneció recluida en el penal de Chorrillos, Matilde nunca dejó de denunciar las irregularidades y vicios del juicio "sin rostro", que condenó a su hija a una pena de 15 años de cárcel por alta traición a la patria y mantuvo siempre una incansable lucha por su libertad, entre huelgas de hambre, denuncias internacionales y visitas a la prisión en Perú. Tras su liberación, Matilde muy emocionada, expresó:

"Estos catorce años de espera me han destrozado el alma. Estoy agotada, han sido tantos años. Ahora me puedo morir en paz".

Su vida

“La mujer más valiente de Chile”Matilde Eloísa Ladrón de Guevara Calderón de la Barca, tal es su nombre completo, nació en Santiago (Chile) el 18 de agosto de 1910.

Estudió en el Liceo Antonia Salas Errázuriz de Santiago y sus estudios universitarios los realizó en la Universidad de Chile y en la Universidad Católica de Chile.

En la década de 1930, vive dos años en Rapallo, Italia, a la que recorre en toda su extensión y queda fascinada de su gente y de su cultura en general. En 1932 se casa con Marcial Arredondo Lillo, con quien tiene a sus dos hijos: Sybila y Marcial.

Tuvo también un romance con el pianista alemán Walter Gieseking y en su novela Mi patria fue su música (1953), Matilde relata toda esa relación. Esta novela le permite ganar una beca en la Sorbonne de París, (Francia), donde estudia Sociología, Filosofía, Ciencias Políticas y Literatura, entre otras materias.

En la década de 1940, Matilde Ladrón incursiona en la vida política y en 1946, junto a otras mujeres, funda el Partido Femenino de Chile. En 1948 inicia su carrera literaria con Amarras de luz.

Entre la década de 1940 y 1950 fue corresponsal de varias revistas y diarios, tanto chilenos como internacionales, entre ellos, Ecran, (revista de cine, para la que entrevistó a Ingrid Bergman en Hollywood), Zig-Zag, La Tercera de la Hora, La Nación de Buenos Aires, El Mercurio de Chile y Marcha de Montevideo. El 10 de enero de 1957 fallece su amiga Gabriela Mistral y Matilde le dedica a estos versos:

¿Cómo podré en la niebla sostenerte

con igual devoción,

vuelo indecible,

si vierto lo posible en lo imposible

y mueren todo azar y toda suerte?

En la década de 1960 viaja a Cuba para conocer a la Revolución de cerca, donde permanece casi un año y afirma su amistad con Fidel Castro y con el "Che" Guevara, de quien era pariente por parte de su madre.

En 1962 escribe "Adiós al cañaveral", que es una crónica donde contrapone las figuras del Che Guevara y del líder cubano Fidel Castro,

En 1966, en su novela: "Madre soltera", trata la problemática de la maternidad fuera del matrimonio, un tema tabú en esa época y mucho más para una sociedad tradicionalista y conservadora como la de Chile.

En la década de 1970 apoya el gobierno socialista de Salvador Allende y se dedica a recorrer Chile y a difundir la literatura en todo el país.

En 1973, después del golpe militar de Augusto Pinochet, mantiene una activa lucha contra la dictadura y en 1974 denuncia las injusticias cometidas por el régimen en su novela La ciénaga, lo que provoca que reciba varias amenazas y atentados, por lo que debe exiliarse en la República Argentina.

Retorna a Chile en el año 1979 (año en que fallece su marido Marcial) y se convierte en una de las voces del mundo del arte que se alzó contra la tiranía. En ese momento se ganó el mote de "La mujer más valiente de Chile".

Pero semejante actitud, que provocaba el descrédito de Augusto Pinochet y dejaba al descubierto las atrocidades de su dictadura, hizo que deba exiliarse nuevamente en Argentina. Con el advenimiento de la democracia, regresará a su patria en 1990 y, si bien apoyará el retorno a la normalidad institucional, tendrá una actitud crítica hacia los siguientes cuatro gobiernos civiles (1990-2009) por mantener el mismo sistema político, social, económico y cultural de la dictadura de Pinochet.

En ese 1990 su hija Sybila es condenada y encarcelada en Lima, Perú, por supuestos vínculos con el grupo guerrillero "Sendero Luminoso. Matilde le dedica Sybila en Canto Grande (1988) y Por ella, Sybila viuda de José María Arguedas (1995).

Matilde Ladrón de Guevara fue presidenta de la SECH (Sociedad de Escritores de Chile) y candidata al Premio Nacional de Literatura en 2006.

En 2009, recibió el Premio a la Trayectoria de la Sociedad de Escritores Latinoamericanos y Europeos (Salae) de Italia. El 22 de agosto, apenas cuatro días después de su cumpleaños 99, "La leona de invierno", "La diosa cautiva de versos redondos y apasionados", La sierva enamorada", títulos con que también se la conocía a esa incansable luchadora, fallece en el Hospital Militar de Chile. Sus restos fueron velados en la sede de la Sociedad de Escritores de Chile (SECH), ubicada en la calle Almirante Simpson 7, para finalmente descansar en el cementerio Parque del Recuerdo.

Recuerdos y semblanzas

“La mujer más valiente de Chile”Ésta indoblegable mujer, que supo ganar amigos y enemigos en iguales proporciones y que a pesar de todo lo que significaba, era respetada por sus detractores tanto como temida, fue calificada por sus seguidores, con todo tipo de adjetivos: mujer hermosa, valiente, sincera, luchadora, independiente, solidaria, consecuente, convencional, anti convencional, indómita, irreverente, cosmopolita, revolucionaria y una adelantada a los tiempos que le tocó vivir.

Dice el Escritor y Editor Julio Araya Toro, en un sentido homenaje post morten a Matilde Ladrón de Guevara, en una nota titulada: "El último mito del siglo XX", "cuando se habla de Matilde Ladrón de Guevara, se habla de la historia de la literatura chilena, latinoamericana e hispanoamericana y fue un verdadero mito viviente del siglo XX.

"Matilde era mi amiga, mi madre y mi abuela y la llevaré en mi corazón y en mi alma hasta el final de mis días".

Escribe Denisse Espinoza: Matilde Ladrón de Guevara incursionó en la poesía y en la narrativa, donde asomaba su carácter apasionado, escribiendo sobre temas considerados atrevidos para la época, como la infidelidad, el embarazo fuera del matrimonio y la homosexualidad.

Naín Nómez, autor de la Antología crítica de la poesía chilena, dice:

"Fue una poeta de lucha, que partió en los años 50, cuando en Chile estaban publicando Parra, Alcalde, Barquero y Teillier, entre otros. La obra de Matilde no llega a esos niveles, pero llamaba la atención por su tono feminista".

Aunque en la década de 1960 sus novelas tuvieron buenas ventas, su obra ha sido calificada de ideológica y esquemática. El crítico Ignacio Valente la tildó de folletinesca, pero otros, como Joaquín Edwards Bello, la habían defendido: "Chile es un matriarcado y Matilde Ladrón de Guevara lo comprueba con su personalidad y gran talento. Aunque controvertida, llegará lejos con su valentía y sinceridad".

"Su escritura es el testimonio de una época. Iba a Cuba y escribía de Fidel, visitó a Gabriela Mistral en Italia y luego publicó ese libro maravilloso que subrayaba la condición rebelde de nuestra poeta", señala Jaime Quezada, poeta y presidente de la Fundación Gabriela Mistral.

Su hija Sybila Arredondo Guevara dijo de su madre Matilde Ladrón:

"Durante todos esos años en que estuve presa, mi madre los dedicó a dar a conocer los hechos y lograr mi liberación.

Lo poco que puede dar una vida, ella lo dio. Para mí, lo más importante, es que se comprenda que su vida ha sido una constante evolución en la comprensión de la época, pasando desde sentimientos y emociones muy personales a temas colectivos y políticos.

El legado social de mi madre radica en sus obras literarias. Sus libros sirven y van a servir para analizar la historia no sólo de los chilenos sino también de la historia latinoamericana".

Su hijo Marcial, reflexionó: "su lucha fue una lucha por la justicia, la verdad, las necesidades de los pueblos del mundo". El legado a nivel social se trata principalmente sobre el rescate a la mujer y la reivindicación de sus derechos".

Instituciones a las que perteneció

“La mujer más valiente de Chile”-ArteComunicarte, AC (México) * Instituto Chileno-Cubano de Cultura de Chile.

-International Writers and Artist, IWA (U.S.A) * Palabras del Uruguay (Uruguay).

-Pen Club de Chile * Poetas del Mundo (Chile) * Red Mundial de Escritores en Español.

-REMES (España) * Sindicato de Escritores de Chile (Chile) * Sociedad Argentina de Escritores (SADE) * Sociedad de Escritores de Chile (SECH) * Sociedad de Escritores de San Martín, SESAM (Argentina) * Sociedad de Escritores Latinoamericanos y Europeos, SELAE (Italia)

The World Poets Society, WPS (Grecia).

Premios

Estuvo nominada tres veces al Premio Nacional de Literatura pero nunca lo ganó: "No es la única que se merece el premio y no lo ha recibido. Así funciona acá, no nos gusta felicitar ni reconocer a la gente. Las expectativas de nosotros no son muy altas, hay que tener paciencia", explica su hijo.

En los años 2002, 2004, 2006 y 2008, Matilde fue postulada por SELAE al "Premio Nacional de Literatura de Chile", pero por razones políticas y antiguos rencores, nunca pudo recibirlo.

SELAE también la postuló varias veces a los premios internacionales: Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, Príncipe de Asturias de las Letras y de Literatura en Lengua Castellana Miguel de Cervantes, sin recibir ninguno de ellos.

Obras

“La mujer más valiente de Chile”Poesía: Amarras de luz (1948), Pórtico de Iberia (1950), Desnuda (1960), Ché (1969), Testamento (1973), Antología poética desnuda (1989), Cubanía y Ché (1998), Antología poética (In)Completa de Matilde Ladrón de Guevara (2005), 100 años no es nada (2010, póstumo).

Novela: Mi patria fue su música (1953), Celda 13 (junto a Juan Sánchez Guerrero, 1960), Madre soltera (1966), Muchachos de siempre (1969), En Isla de Pascua los moai están de pie (1971), La ciénaga (1975).

Cuentos: La última esclava (1979), Te amo Rapa Nui y diez cuentos (1981).

Ensayos y crónicas: Gabriela Mistral, rebelde magnífica (1957), Adiós al Cañaveral (1962).

Diarios y testimonios: Destierro (1983), Y va a caer (1985), Sybila en Canto Grande (1988), Pacto sublime (junto a Gabriel Egaña, 1995), Por ella, Sybila viuda de José María Arguedas (1995), Leona de invierno (Desmemorias) (1998).

OBRAS INÉDITAS: Cuba y el Ché (Poesía) - Aún Hay Fuego en las Tumbas (Novela).

Desnuda (del Libro "Desnuda" 1960)

En medio de mis rosas, tu cabeza.

Siento latir tu propio pensamiento.

Y la espada jadeante de tu aliento,

entra, activa la luz, en mi belleza.

Con una queja besas la tibieza

que te ofrezco. Alígero y sediento

tu amor es como el fuego y como el viento:

pulso fugaz de la naturaleza.

Queman tus nervios rosas ancestrales.

Me educas en tus cálidos rituales

y me bebes en copas prodigiosas.

Quiebras el tiempo. Creas el olvido.

Abres la eternidad sin lo vivido,

con tu sol abismo entre mis rosas.

Testamento(del Libro "Testamento" 1973)

No perdona el gusano las alturas

y en la flor, en el fruto generoso

va reptando con hambre, y alevoso,

deja su rastro en las corolas puras.

A veces logra con sus mordeduras

dañar el borde del contorno terso

y el gemido del pétalo es el verso

que más se aroma con las amarguras.

No sabe el ponzoñoso en su impudicia

del ascenso y los aires que acaricia

la voluntad, cuando al azul se lanza,

Y en ardimiento de aéreas esperanzas

por amistad y luz transfiguradas

tiende la mano al que clavó espadas.

Enlaces

Blog de la Editorial Julio Araya EJA (Italia).

Blog de la Sociedad de Escritores Latinoamericanos y Europeos SELAE (Italia).

Blog de Matilde Ladrón de Guevara.

Blog del Sello Italian Music SIM (Italia).

Matilde Ladrón de Guevara en Arte Comunicarte A. C. (Mexico).

Matilde Ladrón de Guevara en el Canal 1: Benjita (Chile).

Matilde Ladrón de Guevara en la Red Mundial de Escritores en Español REMES (España).

Matilde Ladrón de Guevara en Movimiento Poetas del Mundo (Chile).

Matilde Ladrón de Guevara en Poesía Breve (España).

Matilde Ladrón de Guevara en Ricardo MTB (Chile).

Matilde Ladrón de Guevara en The World Poets Society W.P.S. (Grecia).

Matilde Ladrón de Guevara en Viaje Beat (Chile).

Página de la Editorial Julio Araya EJA (Italia).

Página de la Sociedad de Escritores Latinoamericanos y Europeos SELAE (Italia).

Página del Sello Italian Music SIM (Italia).

(FUENTES: El material propio, estuvo enriquecido con los aportes de:

http://www.mercuriocalama.cl/prontus4_nots/site/artic/20090827/pags/20090827023703.htmllhttp://www.libertad.dm.cl/cultura_300809.htm

http://www.latercera.com/contenido/727_172870_9.shtmll

http://matildeladron.galeon.com/aficiones1729510.htmll

http://misspubis70.blogspot.com.ar/2009/08/matilde-ladron-de-guevara.htmll

http://www.lanacion.cl/prontus_noticias_v2/site/artic/20090823/pags/20090823144743.htmll

http://www.lanacion.cl/prontus_noticias_v2/site/artic/20090823/pags/20090823193703.htmll)