Edición 364

Los soldados de la patria y su Circo Colombia

PDFImprimirCorreo electrónico

Los soldados de la patria y su Circo ColombiaTerminó el duodécimo Festival Iberoamericano de Teatro de Bogotá, pero el arte sigue presente y en desarrollo. Aquí una crónica con el Circo Colombia, que pertenece a las fuerzas militares colombianas.

Un espectáculo que sorprende es el de la Decimotercera Brigada de las Fuerzas Militares. Ellos, tienen el “Circo Colombia” y cada función la realizan con el corazón. No son acróbatas profesionales, pero las únicas que hacen son las de velar por la seguridad de su patria.

El Sargento Primero Oscar Francisco Yela, es el comandante y director de este gran circo, y lo califico de “grande”,  porque el acto circense es atractivo, cautivante y lleno de mucha alegría y espectáculo.

Estos hombres que sirven a la nación son seres que han ido perfeccionando su acto para acercarse mucho más a las distintas poblaciones del territorio nacional. Es un acercamiento a través del arte (como lo manifiesta el Sargento Yela); fueron creados cinco circos, uno de ellos es Circo Colombia.

El próximo 17 de julio este circo cumplirá 17 años de funcionamiento, un tiempo en el que han incentivado a la comunidad, a familias, jóvenes, adultos y niños, para cambiar y mejorar la actitud. Ellos llevan un mensaje de paz, de no a la droga, no a la violencia, de respeto, una invitación a desarmar el corazón, en un país donde la guerra ha sido tema cotidiano.

Los soldados de la patria y su Circo ColombiaEl circo lo componen suboficiales, soldados profesionales, regulares, campesinos, bachilleres y civiles que pertenecen a la brigada y que hacen parte de la función. Los creadores son los mismos soldados.

También son artistas los encargados del montaje y los que están innovando en cada acto.

Su director afirma que están realizando un homenaje al arte, ya que a través de éste se rompen paradigmas, cualquier barrera, y en el  circo son bien recibidas las personas sin importar su condición social ni física.

Es un acto realizado cada día con el corazón, con amor patrio, para que los ciudadanos colombianos quieran a su patria y a sus soldados.

Han recibido talleres como instrucción profesional para presentar las funciones, en ocasiones de forma empírica, para ir mejorando la calidad del espectáculo. Se han presentado en San Andrés y Providencia, siendo el único circo en presentarse allí; también en Puerto Carreño (Vichada), en Cundinamarca, en los llanos orientales, en el Huila, en el Tolima, entre otras poblaciones.

El anfitrión

Los soldados de la patria y su Circo ColombiaEl Sargento Yela pertenece al Circo Colombia desde hace 14 años. Es uno de los acróbatas, realiza un acto en el cable aéreo, y e el maestro de ceremonias. También seguirá siendo un hombre de honor para esta patria que tanto amamos.

Su padre es el diseñador del vestuario que utilizan en las funciones y trabajan en conjunto para fabricar los elementos materiales que se necesitan para montar las funciones.

Laburan durante todo el año, toman descanso de quince días cada cuatro meses y siguen con ánimo para seguir llegando a más poblaciones dentro del territorio colombiano, presentándose en colegios, escuelas y entidades, siempre esperando la orden del comando superior para organizar su calendario.

Al Circo Colombia lo veo como una forma de lucha. Generar risas, saltos y más acrobacias no es tan fácil y como ellos mismos lo definen: a pesar de  que están preparados para la guerra, también están preparados para la paz.